¿Qué contiene la carne picada envasada?

Debemos leer la etiqueta de la carne picada envasada para saber qué es lo que contiene. Imagen de Jesús Pérez Pacheco https://flic.kr/p/8zyrWc

La carne picada al tener tanta superficie de contacto favorece el crecimiento de microorganismos por lo que hay que extremar la higiene y la manipulación. Imagen de Jesús Pérez Pacheco https://flic.kr/p/8zyrWc

¿Se han parado a mirar la etiqueta de la carne picada envasada? Utilizan como reclamo para llamar nuestra atención 100% vacuno, pero leemos la letra pequeña y además de carne aparecen espesantes, sulfitos, aditivos, grasas, cereales, vegetales, etc. Esta mezcla se usa como aglutinante. Vamos que al final nos llevamos a casa un preparado de carne con un  70% de carne ¡si tenemos suerte!, porque a veces la cantidad es inferior.

¿Se puede hacer esto? Sí, porque aprovechan el desconocimiento de la mayoría de consumidores que son incapaces de diferenciar la carne de un preparado cárnico y que además no se detienen a leer bien las etiquetas sobre todo la letra pequeña, etc. Al final las grandes superficies se salen con la suya y nos venden la carne picada como «Burguer Meat», es decir, carne con un plus de ingredientes añadidos.

¿Qué es un preparado cárnico o preparado de carne?

Según la normativa –Reglamento (CE) nº 853/2004 por el que se establecen normas específicas de higiene de los alimentos de origen animal– un preparado de carne es carne fresca incluida la troceada a la que se le ha añadido condimentos, aditivos o productos alimenticios o bien han sido sometidas a alguna transformación sin eliminar las características de la carne fresca. Entre los preparados cárnicos estarían los productos frescos como las hamburguesas, la longaniza y los productos crudos adobados.

Resultados de muestras analizadas de carne picada

La OCU -Organización de Consumidores y Usuarios- ha analizado 22 muestras de carne picada y sólo 6 tienen una buena valoración. Las 16 bandejas de carne restantes presentaban incidencias como:

  • Un exceso de grasa (superior al 20%).
  • Exceso de aditivos, fibras, almidones, soja, etc.
  • Presencia de otras carnes. La legislación admite hasta un 1% de otras especies como el cerdo o el pollo, pero es que se han encontrado hasta un 3% de carnes más baratas que el vacuno.
  • Pican tendones y cartílagos por lo que disminuye la calidad de la proteína.

¿Qué podemos hacer los consumidores?

Lo mejor es comprar la carne picada a nuestro carnicero de confianza

Podemos contraatacar siendo radicales y dejando de comprar carne picada en bandejas y pidiéndosela al carnicero. Después, nada más llegar a casa la guardamos en la parte más fría de la nevera y la cocinamos antes de 48 horas.

En caso de que prefieras seguir comprando la carne picada en bandejas –aún sabiendo que su calidad es inferior-  por motivos de tiempo o el que sea… párate a leer la etiqueta para saber qué es lo que te llevas a casa.

Y para ambas opciones extrema siempre las precauciones porque al estar la carne picada hay mucha superficie expuesta a los gérmenes.

Artículos del blog recomendados

¿Los españoles leemos realmente el etiquetado?

El etiquetado cuenta mucho

Bibliografía

Uso de aditivos en derivados cárnicos 

OCU

 

¿Cómo se controlan los aditivos alimentarios?

A pesar de que los aditivos son seguros debemos evitar aquellos alimentos donde abunden.

Aunque los aditivos son seguros debemos evitar los alimentos donde estos abunden.

El 13 y 14 de noviembre tuvo lugar el II Congreso Canario de Seguridad Alimentaria en Gran Canaria, allí se abordaron temas de actualidad dirigidos a garantizar la seguridad de los alimentos que comemos, entre ellos los aditivos.

Su uso como colorantes, conservantes, antioxidantes, etc  preocupa mucho a la población. Estos se añaden a los alimentos con algún propósito tecnológico -mejorar su textura, aspecto, etc- en las distintas etapas de su fabricación, transporte o almacenamiento.

La UE controla los aditivos alimentarios

La UE garantiza su empleo en la industria alimentaria; de hecho, desde 2008 el reglamento que lo regula ha sufrido muchas modificaciones y rectificaciones según los resultados que iba aportando la ciencia. Cuando un aditivo no es saludable se retira del reglamento y se prohíbe su uso.

Desde 2014 se han revisado los colorantes empleados en la industria alimentaria y como consecuencia de ello se han retirado algunos de las listas de aditivos. Cuando acabe esta evaluación comenzarán con los conservantes y seguirán reevaluando el resto.

Uno de los principales problemas de los aditivos es la mala imagen que los consumidores tienen de ellos ya que lo asocian a productos tóxicos, adulterados, no saludables, etc; sin embargo, su presencia no influye en la calidad de los alimentos.

La UE controla y reevalúa los aditivos para garantizar su seguridad

La Unión Europea exige que para usarlos deben tener una función determinada. No se pueden añadir a un alimento sin ninguna justificación.  Además, la industria alimentaria usa aquellos que la UE le permite dependiendo de la función que tenga. Hay 27 clases distintas de aditivos en base a sus propiedades. Por ejemplo, los colorantes sirven para dar o restablecer color a los alimentos, no para enmascarar la calidad, algo que prohíbe el reglamento europeo.

¿Dónde podemos saber los aditivos que contiene un alimento?

En la lista de ingredientes indicando la función que desempeñan en el mismo. Lo podemos encontrar por su nombre o bien por el número E, que es el código empleado en la Unión Europea. Por ejemplo, cuando se utiliza «ácido acético como antioxidante», podemos encontrar en el etiquetado: «antioxidante (ácido acético) o antioxidante (E 260)».

Por tanto, todos los aditivos utilizados en la UE deben ser evaluados y autorizados, para ello deben haber demostrado su seguridad en las cantidades utilizadas en los alimentos y no engañar o confundir al consumidor.

Artículos del blog relacionados

El aspartamo

Los alimentos ecológicos, ¿pueden llevar aditivos?

Bibliografía

Reglamento UE 234/2011, de 10 de marzo de 2011 de ejecución del Reglamento (CE) no 1331/2008 del Parlamento Europeo y del Consejo, por el que se establece un procedimiento de autorización común para los aditivos, las enzimas y los aromas alimentarios.

La Provincia

¿Por qué hay tablas de cortar de distintos colores?

Hay tablas de cortar clasificadas en colores según el tipo de alimento.

Hay tablas de cortar clasificadas en colores según el tipo de alimento.

Cada vez es más frecuente encontrarnos los sets de tablas de cortar. ¿Por qué? Pues bien, se aconseja el uso de varias tablas de cortar por varias razones:

  • Se previenen contaminaciones cruzadas entre los distintos tipos de alimentos.
  • Se inhibe el crecimiento de bacterias.
  • Se evita la mezcla de olores entre varios alimentos.

Ya les he comentado que el plástico es el material más higiénico para las tablas de cortar, pero para evitar la contaminación cruzada con la consiguiente transferencia de microorganismos de un alimento a otro no es suficiente con lavar concienzudamente la tabla antes de cambiar de alimento. También hay que obstaculizar el cruce de olores y sabores que muchas veces permanece en las tablas de cortar aún habiéndolas lavado. Por ejemplo: si sobre una tabla se cortan productos muy aromáticos como el pescado y luego se parte huevo o vegetales, el pescado impregnará su olor sobre los demás aunque se haya lavado previamente la tabla.

Algunas personas optan por tener dos tablas de cortar: una para los alimentos crudos y otra para los cocinados. La opción más recomendable es recurrir al «código de color». Es frecuente encontrar en las grandes superficies  sets de tablas de picar, pero ¿para qué se utiliza cada tabla?:

  • La blanca para quesos, pan, pastas y similares

    Iconos de las tablas de cortar

    Iconos de las tablas de cortar

  • La verde sólo para frutas y verduras
  • La amarilla o anaranjada para carnes blancas como el pollo
  • La azul para pescados y mariscos
  • La roja para carnes rojas
  • La marrón exclusivamente para alimentos cocinados

Obviamente estarás pensando que dónde vas a poner tanta tabla. No te preocupes porque suelen venir en un formato práctico de 4 -en vez de 6-  a modo de archivador que ocupa poco espacio y es liviano. Además cuenta con una pestaña que muestra un icono recordándote el alimento correspondiente para su uso.

El set de 4 tablas de cortar es muy práctico y liviano. Rojo para carne, blanco para alimentos cocinados, azul para pescados y verde para frutas y hortalizas

El set de 4 tablas de cortar es muy práctico y liviano. Rojo para carne, blanco para alimentos cocinados, azul para pescados y verde para frutas y hortalizas

Artículos del blog relacionados

Contaminación cruzada

Crónica Compra saludable y responsable| 14 noviembre| La Vinca

id_cro_taller_compra_ed001

El pasado sábado 14 de noviembre tuvo lugar la primera edición del Taller «Compra saludable  y responsable ». Lo impartimos en la Casa de la Cultura de Arucas y fue organizado por La Vinca Ecologistas en Acción y la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Arucas.

¿Por qué este taller de la compra saludable y responsable? Porque la compra es el primer paso para una alimentación saludable; para ello hay que «elegir con cabeza» los alimentos que consumimos pero estos a su vez deben manipularse adecuadamente para sigan siendo seguros.

Los consumidores somos el último eslabón de la cadena alimentaria -esa que empieza recolectando los productos de la huerta y obteniendo alimentos de las granjas- y tenemos la responsabilidad de evitar deterioros y contaminación en los mismos que puedan derivar en enfermedades de origen alimentario.

En este taller hacemos el itinerario de una compra saludable y responsable desde que pensamos qué alimentos van a formar parte de nuestra cesta de la compra hasta que los almacenamos de forma eficaz y segura al llegar a casa.

Durante las dos horas y media que dura el Taller el alumnado adquiere conocimientos para realizar una compra saludable y responsable. Aprende a elegir y ordenar los alimentos que formarán parte de la cesta de la compra para que además de nutritivos sean seguros. Además, se dan recursos para que el consumidor conozca criterios adecuados para almacenar correctamente en casa los alimentos comprados, y finalmente pueda estar al tanto de algunas de las tácticas que utilizan las grandes superficies para condicionar nuestras compras.

El taller tuvo buena acogida y volveremos a repetirlo. Los alumnos me formularon muchas preguntas que iba resolviendo a lo largo de la charla. Por ejemplo: ¿cómo disminuir la sal en las comidas?,  ¿qué es mejor para almacenar alimentos: el recipiente de plástico o de cristal?,  el queso ¿debe guardarse en la nevera?, ¿cómo utilizar los huevos de forma correcta?, etc.

Gracias a los organizadores y a los asistentes que han hecho posible este taller. Esperamos verlos en el próximo.

cro_taller_compra_ed001

 

La stevia ¿es un edulcorante natural?

sdfg sdgf

La stevia es un edulcorante de origen vegetal que está de moda porque se atribuye la palabra “natural” Imagen de Mike Mozart con licencia CC BY

La stevia o estevia es una planta originaria de Paraguay. Desde hace siglos los indios Guaraní la usaban por sus propiedades medicinales y por su sabor dulce. Hay unas 200 especies distintas pero se comprobó que  la Stevia rebaudiana es la más interesante, por eso se comercializa; pero la entrada de esta en el mercado europeo fue una verdadera carrera de obstáculos. Su éxito radica en que comenzó promocionándose como un edulcorante natural, pero el problema es que hay un vacío legal en lo referente al «100% natural».

Lo que poca gente sabe es que es un aditivo alimentario: E-960, clasificado dentro de los «glucósidos de esteviol». Después de muchos estudios sobre su toxicidad está recogido en la lista de aditivos autorizados en el Reglamento 1131/2011 de la Unión Europea. Esto quiere decir que se autorizó como glucósido de esteviol: producto purificado obtenido de las hojas de esta planta.  Cuando se  usa el término stevia, nos estamos refiriendo realmente a la planta o a su extracto crudo.

¿Qué ventajas ofrece frente  a otros edulcorantes?

Para empezar los glucósidos de esteviol no son productos sintéticos y no aportan calorías.

Además, al ser unas 200-300 veces más dulce que el azúcar se necesitan cantidades más pequeñas que este por lo que no favorece la formación de caries. También es apta para diabéticos y se suele combinar con el edulcorante Eritritol (E968).

La stevia se puede añadir a muchos tipos de alimentos como helados, bebidas, mermeladas, etc siempre que sean productos que no contengan azúcar añadido. Cuando se incorpora a determinados productos como el café puede tener un saber amargo que recuerda al regaliz.

La stevia está de moda y se publicita diciendo que reduce el nivel de glucosa en sangre y que remineraliza…  pero estas  alegaciones que se le atribuyen son propias de cualquier edulcorante como el manitol o el sorbitol ¡Cuidado!

Además, los alimentos que contienen stevia la ponen en la etiqueta con letras  grandes y en un sitio visible como reclamo. Les aconsejo que lean bien el etiquetado porque he visto sobres de este edulcorante con cantidades muy pequeñas de estevia (0.3%, 1%) o elaboradas  a base de un extracto y la están vendiendo a un precio elevado.

Navegando por la red también me he encontrado con muchas otras propiedades que se le atribuyen aún sin demostrar.

¿Por qué no se publicita la stevia como E-960?

La stevia es un aditivo alimentario autorizado: E-960 clasificado dentro de los «glucósidos de esteviol»

Me he puesto a buscar fuera del ámbito legal y de la seguridad alimentaria y mayoritariamente aparece la imagen de la stevia asociada a la planta, no a su fórmula química. ¿Por qué?, supongo que lo hacen porque no interesa ver la stevia como un aditivo, no vende igual y hay cierto sector de la población que huye de la química.

Finalmente comentarles que no tengo nada en contra de la stevia, es una opción más para edulcorar pero no me parece bien que engañen a los consumidores. Espero haber resuelto la consulta que me plantearon.

Artículos del blog recomendados

El aspartamo

Bibliografía

Situación del uso de la Stevia rebaudiana como ingrediente alimentario.

Reglamento (UE) nº 1129/2011 de la Comisión de 11 de noviembre de 2011 para establecer una lista de aditivos alimentarios.

Reglamento (UE) nº 1131/2011, de la Comisión, de 11 de noviembre de 2011, por el que se modifica el anexo II del Reglamento (CE) nº 1333/2008 del Parlamento Europeo y del Consejo.

Exposición de pesticidas en la población infantil

Analizando muestras de pesticidas en el laboratorio de Toxicología. Imagen de Luc Volpi https://flic.kr/p/4bnLZ7

Analizando muestras de pesticidas en el laboratorio de Toxicología. Imagen de Luc Volpi https://flic.kr/p/4bnLZ7

El pediatra Rául Cabrera está llevando un estudio en la isla de La Palma para determinar el nivel de exposición de los niños a los pesticidas, tanto de aquellos que se usan en la actualidad como los que se utilizaron hace años y están prohibidos, pero aún permanecen en el ambiente.

Este estudio formará parte de su Tesis Doctoral dirigida por el prestigioso grupo Sertox de la Unidad de Toxicología de la ULPC. Los datos con los niveles de exposición de los niños son directamente proporcionales a los de sus madres, porque esta le transfiere lo bueno y lo malo. Después intentarán establecer las diferencias en función de distintas variables como: la profesión de los padres, el municipio donde residen, etc.

Quieren hacer un registro de tumores a nivel insular y regional.

Los pesticidas producen enfermedades

Probablemente el cáncer que aparece en los adultos se deba a una exposición en la edad infantil

Para el estudio necesitan la recogida de sangre del cordón umbilical de 500 recién nacidos, por lo que el trabajo les llevará al menos un año. Será el primer estudio con un mayor número de muestras analizadas a nivel mundial y representará una foto de la isla de La Palma en cuanto a exposición de pesticidas en ese momento.

Los efectos de los pesticidas sólo se conocen a corto plazo –síntomas digestivos, respiratorios, neurológicos, etc- pero no a lo largo del tiempo.

Si durante el embarazo la madre ha estado expuesta a pesticidas tiene un mayor riesgo de sufrir un aborto y el recién nacido tendrá malformaciones o poca talla o peso. Se sabe que hay una relación entre el número de pesticidas en el cordón umbilical y el peso: a mayor exposición de pesticidas, menor peso. Además estos tóxicos producen alteraciones durante el embarazo: tumores, enfermedades psiquiátricas, hormonales, etc.

La información no llega a la población

La información no llega al consumidor porque los resultados de la exposición de los pesticidas a largo plazo se publican en revistas especializadas de pago y la mayoría en inglés. Además, la legislación no exige que los alimentos que comamos informen sobre los tipos y cantidad de pesticidas que contienen.

Lo ideal es consumir productos ecológicos, locales y de temporada

Este pediatra defiende la agricultura ecológica y alerta de los riesgos que corren los agricultores cuando no utilizan unas buenas prácticas de higiene a la hora de manipular los pesticidas. Ellos se traen restos de químicos a casa y cuando se analiza la orina de sus familiares aparecen residuos de pesticidas.  Además contaminan a los consumidores.

Hace falta más control y mejor información.

Artículos del blog relacionados

Contaminantes tóxicos: preocúpate por lo que comes en Canarias.

¿Podemos estar tranquilos con los pesticidas en los alimentos?

Bibliografía

La Palma Ahora

Página 5 de 15« Primera...34567...10...Última »